Connect with us

Hola, ¿Qué estás buscando?

El Aconquija
Uruguay
Uruguay

Internacional

¿Por qué Uruguay flexibilizará la residencia de extranjeros?

Si bien la normativa admite a ciudadanos de cualquier país, apunta sobre todo a los argentinos.

En la jornada de este jueves, el presidente decidió flexibilizar el régimen de residencia de extranjeros. Esta medida del mandatario de Uruguay tiene como objetivo captar inversores del exterior y así permitir la erradicación de sus familias. Si bien la normativa admite a ciudadanos de cualquier país, apunta sobre todo a los argentinos. El decreto lleva la firma de Lacalle Pou y Azucena Arbeleche.

NA informó que en ese sentido, señala que “se considerará que una persona radica la base de sus intereses económicos cuando tenga Uruguay una inversión” que equivale a 380.000 dólares. Mientras que antes esa condición estaba en casi 2 millones de dólares. El decreto establece que la persona debe registrar una presencia física en el país de al menos 60 días. Deberá estar certificada durante el año civil.

Asimismo, se flexibilizaron las condiciones para las empresas cuyo valor sea superior a 15 millones de unidades indexada. Esto equivale al 1 de julio a 1.625.200 dólares. Eso corre para compañías en Uruguay que generen a partir de julio 15 puestos de trabajo directos en relación de dependencia como mínimo. La resolución del gobierno uruguayo afirma que la nueva administración “impulsa una política de estímulo a la inversión”.

Esta es una medida que el mandatario uruguayo anunciaba en campaña electoral y que iba a implementar si era electo mandatario de Uruguay. Antes de asumir, durante el verano, Lacalle Pou volvió a la carga con esa posibilidad. Lo hizo durante una reunión mantenida en Punta del Este con empresarios del sector de la construcción. Este es uno de los rubros en los que más invierten los argentinos a nivel personal.

A esta situación hay que sumarle que la semana pasada una gran cantidad de argentinos consultaron por la posibilidad de radicarse en Uruguay. Esa fue la tercera etapa de una ola de personas de este país con intenciones de “cruzar el charco”. Hubo una en agosto del año pasado, luego de las PASO. La otra se dio en enero, cuando trascendieron las intenciones de Lacalle Pou de avanzar con esta decisión.