Connect with us

Hola, ¿Qué estás buscando?

El Aconquija
Zelaya

Política

El concejal Daniel Zelaya perdió la memoria y se olvidó del merendero

En la zona sur aguardan por las donaciones con las que se comprometió.

Hace una semana desde El Aconquija informamos sobre los comedores y merenderos comunitarios que no están recibiendo fondos. En su momento, la funcionaria de Desarrollo Social y Secretaria de Inclusión y Economía Popular, María Argerich, argumentó que se trataba de “una cuestión netamente administrativa”. Y que los expedientes si bien están listos, “no sabemos cuándo se liberarán los fondos”.

Todo esto surgió debido a que los administradores de estos comedores comunitarios y merenderos expusieron la situación de abandono por parte del Estado que se encuentran sufriendo. Ya que hace tres meses que no estarían recibiendo los fondos, y que ya utilizaron los bolsones de alimentos que se estaban repartiendo como un intento de palear la situación.

Sin embargo, muchos de estos comedores debieron cerrar sus puertas y dejar de ayudar a todas las familias que se acercaban por el único plato de comida que tenían en el día. Este es el caso de un comedor comunitario en Recreo, La Paz; donde su encargada, Estela Santucho, comentó que más de 70 familias se quedaron sin el comedor ya que “nos deben partidas octubre a diciembre del 2019”.

Hoy nuevamente vuelve a demostrarse el abandono y la ausencia del Estado para los más necesitados, y esta vez al responsable lo expusieron con nombre y apellido. El Concejal por el Bloque Justicialista y Presidente del Concejo Deliberante, Daniel Zelaya, sería el responsable de no cumplir con los compromisos asumidos con un merendero del Circuito 3 al que representa.

El reclamo fue realizado por un joven que no debe pasar la mayoría de edad, pero que sin embargo asumió un compromiso y todos los días colabora con el “Merendero Las Tacitas Felices” y el “Comedor Pancitas Felices“. Los mismos se encuentran en la zona sur de la Capital y se encuentran aguardando las donaciones que Zelaya les habría prometido pero nunca llegaron.