Connect with us

Hola, ¿Qué estás buscando?

El Aconquija
Lucía Corpacci

Política

Lucía Corpacci fue a ayudar a un barrio carenciado con una campera de 27.000 pesos

La ex gobernadora fue a colaborar a una jornada en zonas humildes con una costosa prenda.

La ex gobernadora y actual diputada de la Nación, Lucía Corpacci, continúa fomentando una imagen demagógica y populista desde su imagen política. Y es que, esta vez, asistió a una jornada solidaria en un barrio carenciado donde ayudó a pelar papas y trabajar con la comunidad. Sin embargo, un detalle causó revuelo: la campera que había llevado para asistir al lugar cuesta 27.000 pesos.

La prenda en cuestión es de la marca North Face y, según algunos sitios de comercio electrónico, el costo de la misma ronda alrededor de los 27.000 pesos. Una simple imagen demuestra que el populismo del Corpacci no ha hecho más que jactarse de defender los intereses del pueblo, cuando en realidad ellos no viven “como el pueblo”. En plena pandemia la gente muere de hambre y la diputada nacional se desfila en actos benéficos con indumentaria sumamente costosa.

Cabe recordar además que hace unas semanas la senadora nacional por Catamarca, Inés Blas, compartió en sus redes sociales una campaña por el Día de la Niñez que ha generado malestar y desconcierto ante su solicitud de pedir una colaboración de chocolates para los chicos. Algo que parece irrisorio proviniendo de una persona con semejante cargo público ¿Acaso Blas no cobra más de 200 mil pesos por su función?

Los políticos provinciales “miran para un costado” ante las situaciones de vulnerabilidad que vive Catamarca. Ante las injusticias, siempre los vecinos se ayudaron entre sí para salir adelante. No tuvieron opción para así evitar el atropello político, o que los funcionarios se acerquen a ayudar por conveniencia. Mientras en la política sigan mirando “desde afuera” los problemas, nunca van a involucrarse en la realidad que viven miles de ciudadanos.

El preocupante aumento del rol estatal dado el contexto de crisis sanitaria y económica preocupa cada día más. En consecuencia le da más poder a los gobernantes de turno para hacer lo que se les plazca con los ciudadanos. Si seguimos permitiendo que quienes enarbolan la bandera de la justicia social sigan cometiendo estos actos, vamos a continuar gobernados por la demagogia más pura.