Connect with us

Hola, ¿Qué estás buscando?

El Aconquija

Información general

La primavera hace renacer el problema hídrico

Vuelve el calor y con el vienen aparejados diversos problemas para la población de Catamarca. El principal, es la crisis hídrica que afecta a diversas zonas.

El mes de septiembre y su clima hacen ver de modo más claro la necesidad del agua en cada hogar. Pero, sobre todo, hace relucir el faltante de políticas públicas para apaciguar tal drama que padece la sociedad. Esto no es algo nuevo, no tiene variante según el partido político que ocupe el lugar del oficialismo. La pelea por el agua es constante. Y no hablamos de cualquier cosa, sino de un derecho habilitante de otros como la salud.

Básicamente, sequia es el faltante de agua. Algo que cada año los catamarqueños sufren. No solo en lo que concierne agua potable sino también para riego. Uno de los lugares que es un claro ejemplo del extremo problema es Tinogasta. En la zona no hay agua o cuando la hay no es apta para su consumo. Esto se debe a la suciedad que posee.

Correo de lectores de El Aconquija

El desencadenamiento de circunstancias problemáticas es infinito. Vecinos comentaron que no pueden cocinar o hacer tareas del hogar ya que para hacerlo deben comprar agua mineral. Esta no solo es usada para lo gastronómico sino inclusive para el aseo personal. Cuando tienen el líquido en sus viviendas es inservible.

Otra de las preocupaciones esta aparejada a el agua para riego, que es específica para los productores. Quienes no tienen los recursos necesarios para compras de agua que necesitan para sus plantaciones. Esto provoca perdida de producción, desempleo e incluso déficit de calidad.

Esto no es novedad los productores catamarqueños vienen reclamando desde hace años esto. La sequía y el mal servicio es inmenso. En su momento el Gobierno que encabezaba Lucia Coparcci prometió solucionar, pero fue en vano. La cabecilla del peronismo no logro hacerlo. Posiblemente la principal razón fue la falta de un plan hídrico. Aunque como punto a favor fue que llevaron a cabo algunas obras que no resultaron suficientes.

Claramente la propuesta que llevo al triunfo electoral de Jalil fue su propuesta de mejorar el servicio. Aunque por el momento no logra ningún tipo de solución que alivie el malestar de cada año de los pobladores.  Esto deja claro que este tema de larga data tiene amplias posibilidades de continuar.

La deuda de todos los gobiernos con la población es sin duda el agua. Este es el mayor problema, que en resumen es la falta de agua de riego y potable. Algo necesario y esencial para vivir de manera digna. Aunque cabe destacar que esto, hoy, no es solo un tema hídrico encada familia. Sino que también atañe un malestar en lo económico. La crisis que trajo la pandemia hace que la economía familiar sea cada vez más trágica, algo que imposibilita la compra de agua para consumo.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *