Connect with us

Hola, ¿Qué estás buscando?

El Aconquija
El Peñón

Policiales

Comisaria usada de boliche en El Peñón

Policías mandaban a comprar alcohol para tomar en la subcomisaría de El Peñón.

Un hecho policial en El Peñón, Antofagasta, dejó ver otras situaciones graves que permanecían en el anonimato. Ayer se conoció la noticia de que la policía había ingresado violentamente en el domicilio de la familia Vázquez -y se olvidó incluso las esposas en uno de los vecinos-, pero también trascendió que los mismos efectivos que irrumpieron en la vivienda mandaban a comprar Fernet para tomarlo en la Subcomisaría usándola de boliche. Así se puede escuchar en uno de los videos que colgó El Aconquija.

Los golpeados son José Vázquez y Rene Vázquez. Los golpeadores serían Santos Kusa Vázquez (no es familiar, solo coincidencia) y Sergio Mamani, efectivos cumpliendo funciones en El Peñón, Antofagasta de la Sierra. En el video se escucha como una mujer le reclama a “Kusa” cuando mandaba a comprar Fernet para tomar en la comisaría e invitaba a las chicas de la zona. En el cruce se le endilgó al efectivo policial usar el edificio de boliche y Kusa no desmintió la anécdota.

La otra versión (la oficial) es que “efectivos de la Subcomisaría El Peñón se constituyeron en un domicilio donde se estaría llevando a cabo una fiesta privada. Los Policías, procedieron al arresto en averiguación del hecho de nueve personas del sexo masculino, de entre 18 y 40 años de edad, y de una joven mujer de 19 años, quienes habrían agredido físicamente al personal policial interviniente, oponiendo resistencia a la autoridad, para luego dirigirse hasta la dependencia policial donde arrojaron piedras y causaron daños materiales en un cartel del edificio”.

En este sentido, se indica que “producto de las agresiones, dos efectivos policiales resultaron lesionados. En virtud de lo cual los arrestados quedaron a disposición de la Fiscalía de la Tercera Circunscripción Judicial, subrogada por la Dra. Rita Verónica Saldaño, quien indicó las medidas a cumplimentar, y los Suboficiales damnificados radicaron las denuncias penales correspondientes en la dependencia policial”

Aun en transgresiones de los vecinos, una cosa es prevenir sin violencia y otra el abuso de poder por parte de la policía. Quizás una de las imágenes o escenas más preocupantes es cuando el policía Kusa echa a los familiares de la Comisaría. Les alumbra con una linterna en los ojos, recordando a viejas prácticas anti-Democráticas. Accionar innecesario y provocativo que denota falta de formación para tratar con los ciudadanos. Asimismo, si bien hay denuncias cruzadas por agresiones físicas, lo que muestran las fotos y los videos de la Comisaría posterior al hecho es que los policías no tienen nada. Mientras, el joven Vázquez quedó bañado en sangre.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *