Entre la desigualdad y la pobreza

Entre la desigualdad y la pobreza

En un contexto donde los índices dados a conocer por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos preocupan al gobierno nacional en cara a las Primarías presidenciales, Daniel Schteingart, doctor en sociología se expresó en el programa de C5N, «Minuto uno», «Con Macri hay 16 millones más de pobres en el país», explicó el profesional, a pesar de que la desigualdad no tenga que ver directamente con este índice.


En este sentido, según el INDEC aumentó la desigualdad entre los argentinos durante el primer trimestre del año como producto de la crisis económica, y de esta manera, la cantidad de personas se acercó al nivel más alto registrado en el transcurso de la administración de Cambiemos o «Juntos por el Cambio», como se nombra actualmente.


Dentro del documento figura que, en el período comprendido entre enero y marzo de este año, el coeficiente de Gini fue de 0,447, resultado más alto del último par de años, en lo cuales se ubicó atrás del tercer trimestre del 2016. En esa etapa, la gestión intentó realizar cambios estructurales para poder cambiar esta realidad a futuro.


Así, según el informe de la Institución, con respecto a las brechas de ingreso, estas representaron de 17 en el caso de la mediana y de 21, si se considera el promedio. El ingreso promedio per cápita de la población alcanzó los 13.447 pesos mensuales en este período estudiado. Esto significa que aquellos que más tienen reciben ingresos que son veintiuna veces mejores que lo que pueden conseguir quienes se ubican en la base de la pirámide socioeconómica.


«En cuanto a la brecha de ingresos, se presentan resultados con dos variantes identificadas, por un lado, con el promedio de ingreso per cápita familiar de las personas y, en otro sentido, con la mediana del ingreso per cápita familiar de las personas», manifestó la Institución encargada de brindar índices que alertan e informan a las personas.


En esta realidad también tiene que ver con una inflación superior al 55% anual, una caída del salario real y la eliminación de puestos de trabajo, lo cual se convierte en una cuna a la que se le suman los aumentos de la pobreza y de la indigencia. Esto es destacado como algo que es fruto de una economía marcada por las malas administraciones pasadas y actuales.


La denominación del denominado coeficiente de Gini, recuerda el INDEC, consiste en un índice que se emplea para medir la desigualdad en los ingresos hacia el interior de un determinado país. Se trata de una cifra entre 0 y 1, en donde 0 representa la igualdad perfecta, mientras que el número 1 se corresponde con la completa desigualdad.