Connect with us

Hi, what are you looking for?

Papa Francisco
Papa Francisco

Información general

Papa Francisco sobre Fray Mamerto Esquiú: “¡Por fin un beato argentino!”

Frente a los ojos de los argentinos y del mundo, se sumó un nuevo beato a la santa lista que integra a nombres históricos.

Este sábado transcurrió una jornada historia en Catamarca con la beatificación de Fray Mamerto Esquiú. Frente a los ojos de los argentinos y del mundo, se sumó un nuevo beato a la santa lista que integra a nombres históricos. Colmadas de emoción y fe, se celebró el nombramiento que contó con las palabras del Papa Francisco: “¡Por fin un beato argentino!”.

“Ayer, en Catamarca, Argentina, fue beatificado Mamerto Esquiú, fraile menor y obispo de Córdoba”, mencionó el Papa Francisco a los medios internacionales. Sobre el Fray comentó que fue n celoso anunciador de la Palabra de Dios para la edificación de la comunidad eclesial y civil”. Asimismo, remarcó que espera que su “nos ayude a unir siempre la oración y el apostolado y a servir a la paz y a la fraternidad”. 

La ceremonia se realizó este sábado 3 de septiembre en la explanada de la iglesia de Piedra Blanca, a pocos metros de la casa donde nació en 1826. Tras una larga espera, finalmente Fray Mamerto Esquiú fue beatificado en Catamarca, evento que envolvió a la provincia de emoción. Con más de dos mil fieles siguiendo el evento el vivo y otros miles a distancia se puso concretar la misa encabezada por la imagen de la Virgen del Valle.

La misa de beatificación de Fray Mamerto Esquiú

Al inicio de la misa el obispo, Monseñor Luis Urbanc, tomo la palabra y realizó el pedido al legado papal para que inscriba en el número de los beatos al Venerable Siervo de Dios. Tras esto, Fray Marcelo Méndez hizo un repaso por la vida y obra de Fray Mamerto Esquiú. Por medio de sus palabras se dio un recorrido sobre quien fue el fraile, sacerdote, obispo, docente, periodista y reconocido legislador.

Finalmente, las autoridades eclesiásticas develaron la imagen oficial del nuevo beato que a partir de ahora podrá ser venerada. El santísimo ritual culmino ante los ojos de más de 1.200 presentes en la explanada de la iglesia de la Capital de Catamarca. Luego, la pequeña imagen fue colocada en una urna de vidrio y trasladada en una camioneta desde la Iglesia hasta el autódromo. Tras él, se formó una interminable caravana de autos de fieles.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code