Viajes en tren para invierno

Viajes en tren para invierno

Están a la venta pasajes de tren para viajes de larga distancia en el período de inverno. Según difundió la organización de Trenes Argentinos Operaciones esta nueva forma de viajar unirá destinos como la ciudad de Buenos Aires con Tucumán, Rosario, Córdoba, Mar del Plata y Bahía Blanca para los meses de junio y julio.


En este sentido, las ciudades representarán a 38 puntos de todo el país en los que podrán viajar con descuentos de un 10 % comprando a través de la página web, http://webventas.sofse.gob.ar, con tarjetas de débito y crédito. De este modo, también se podrá adquirir los boletos en puestos de ventas habilitados.


Así, los interesados tendrán la posibilidad de conseguir hasta un máximo de 20 pasajes, pero, para esto, la persona encargada de la compra deberá presentarse con los documentos de cada uno de los viajantes. En el caso de los menores de 18 años que no viajen acompañados por sus padres deben presentar una autorización con carácter de declaración jurada y se puede descargar de la página web.


«Para nosotros es central que cada vez más personas utilicen nuestros servicios de larga distancia, por eso ofrecemos promociones como, por ejemplo, un 10 por ciento de descuento en la compra online de pasajes», dijo Marcelo Orfila, presidente de la organización Trenes Argentinos.


«Recientemente lanzamos una nueva página web que agiliza el proceso de compra, haciéndolo más rápido y cómodo. Esto, sumado a un servicio de excelencia, con coches cómodos y seguros, además de la incorporación de nuevas paradas, como Marcos Juárez en el cordobés, nos permite conectar a más localidades » , aseguró Orfila.


Los viajes serán desde el primero de junio hasta el 31 de julio. De esta manera, todos los servicios cuentan con clase pullman y primera, y los trenes que van a Córdoba, Tucumán y Bahía Blanca además ofrecen la posibilidad de viajar en camarote, cuyo precio incluye ocupación para un par de pasajeros.


Esta oferta lanzada por el Estado es una buena oportunidad para que las personas puedan realizar viajes de otra manera. Sin embargo, se espera que sea una buena forma de ingreso para poder utilizar el sistema como medio de creación de empleo, pero si esto no ocurriera, significaría una nueva pérdida de dinero por parte de los contribuyentes. De este modo, el Estado utiliza las vías para transportar personas y no las distintas producciones que mantienen con vida el país.