UTA amenaza con otro paro de servicio

UTA amenaza con otro paro de servicio

Actualmente existen conflictos ocasionados a los usuarios que utilizan el servicio público de transporte, debido a los nueve días de paro en el mes por la falta de pago a los choferes de las unidades por parte de las empresas poseedoras de líneas de colectivo. Además, los representantes de las administraciones de la provincia de Tucumán y de la Nación no acuerdan por los fondos de subsidio destinados al sector.

En este contexto, mañana la circulación de colectivos va a ser normal en la provincia con el agregado que inician las clases tras dos semanas de vacaciones. Sin embargo, es un momento en donde la circunstancia «obliga» a que la Unión Tranviarios Automotor (UTA) amenace con realizar un paro estipulado para el miércoles debido a la falta de pagos tenidos en cuenta por el sindicato.

«Desde marzo tuvimos numerosas audiencias y no nos pudimos poner de acuerdo. Desde noviembre del año pasado, el Estado nacional dejó de controlar el transporte y lo traspasó a las provincias. Esto trajo muchísimos problemas», dijo Jorge Kiener, el secretario interior de UTA Nacional acerca de la problemática que se ve reflejada en múltiples regiones a lo largo del país.

«Hay un 50% de los trabajadores que firmaron la paritaria. Hay varias secciones que no han logrado ponerse de acuerdo, entre ellas Tucumán, para cobrar el aporte salarial que se pagará a partir de julio», aclaró respecto del porcentaje que se está en conflicto por la falta de fondos para subsidiar la actividad que debe ser administrada por el gobernador de Tucumán, Juan Manzur, frente a la negativa de la nación.

«No es culpa nuestra, estamos pidiendo una recomposición salarial de 20% hasta fin de año, no es una locura. Pedimos las máximas disculpas a los sectores más vulnerables, pero los gobiernos tienen que entender que ellos se tienen que hacer cargo», definió el secretario responsabilizando a los encargados de gestionar los fondos para solventar al transporte público.

«El 90% de la plata de Nación para el transporte queda en Capital Federal y en provincia de Buenos Aires, y el interior de Argentina recibe solo el 10%», había expresado Manzur cuando fue cuestionado por la situación que afecta a las personas más vulnerables de la sociedad, ya que son las que utilizan el recurso para ir a sus trabajos. Por otro lado, desde la provincia estipularon la falta de fondos enviados a la región.

«Nosotros venimos acompañando, en la medida que el Gobierno nacional se retira. En Tucumán aprobamos una ley y asistimos con dinero para el sector. Si Nación no cumple con las remesas para el transporte público, la situación no se podrá aguantar por mucho tiempo», comentó teniendo en cuenta que desde las arcas de Tucumán se habría adelantado el pago del subsidio de 130 millones de pesos.