Manzur habló de la economía nacional

Manzur habló de la economía nacional

En medio de un contexto determinado por los avances de la pérdida del poder adquisitivo del dinero, la caída de las ventas en un 13,5% interanual en comparación con mayo del año pasado, y el desempleo que continúa avanzando por el cierre de las pequeñas y medianas empresas (Pymes) por la falta de condiciones para que estas puedan desarrollarse dentro del territorio nacional.

El gobernador de la provincia de Tucumán, Juan Manzur, se dedicó en su paso por La Florida para apuntar contra el primer mandatario que se encuentra en busca de la reelección, Mauricio Macri, precandidato para el espacio político de «Juntos por el Cambio». De esta manera, el mandatario del «Jardín de la República» modifica el panorama para poder instalar las discusiones sobre una de las fallas más grandes del sector político nacional, la economía.

«Hay que volver a estar a la par de la gente que invierte, que produce, que da trabajo», comenzó su relato, mientras que añadió que desde su lugar hará «todo lo que pueda hacer para ayudar a la gente. lo fundamental es cuidar la fuente de trabajo, ver que las fábricas y las industrias puedan seguir adelante», sin embargo, la provincia detalla una de las mayores cargas impositivas del país, lo cual determina una de las dificultades para progresar con una empresa propia y emplear personas.

«Todas las empresas, grandes y chicas, tarde o temprano si seguimos así con esta política económica del gobierno de Mauricio Macri, van a cerrar. ¿Quién va a aguantar todo esto? Hay empresas de más de 100 años que están cerrando porque no aguantan más», recalcó el gobernador teniendo en cuenta a tasa de interés del 60% que perjudica el funcionamiento de las empresas y economías regionales.

«Tenemos que salir de la timba financiera, de la especulación. Hay que modificar esta política económica que cierra las empresas, cierra las fábricas, que genera desempleo, aumenta la pobreza y cae el consumo», destacó, sin hacer hincapié en ninguna acción concreta para poder realizar estos objetivos en un contexto macroeconómico complejo para el sector privado que sufre la falta de ajuste al gasto público, según destacó el economista Javier Milei.

«Hay que modificar la fórmula para el etanol, no nos están dando el precio. Me da bronca porque veo a dónde van mis impuestos: van a los porteños. Acá no vuelve nada. Si alguien va a Buenos Aires en este momento es lo mismo que ir a París, a Londres o Nueva York», expresó sobre la incertidumbre en la industria sucroalcoholera y las bajas del poder adquisitivo de las coparticipaciones que reciben las provincias.

«El ministro Rogelio Frigerio nos escucha, pero sin ningún tipo de salida. La emergencia económica que han presentado nos da la razón a nosotros de que estamos quebrados. Tucumán tiene dos ingenios sin funcionar», reconoció derivando la responsabilidad al ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda de la República Argentina. Sin embargo, Luís Fernández, miembro del gobierno de Manzur, había apuntado en contra de la iniciativa de la senadora Silvia Elías para declarar al sector sucroalcoholero en emergencia.