«El legado del Congreso de Caña de Azúcar para nuestra provincia es más que importante», dijo Murga

«El legado del Congreso de Caña de Azúcar para nuestra provincia es más que importante», dijo Murga

En medio de un contexto económico que delimita el accionar de las industrias, las cuales están enfocadas en generar riqueza mediante la exportación de sus bienes y la creación de empleo, la provincia de Tucumán apunta a uno de sus productos base para poder empezar un crecimiento, la caña de azúcar. Esto se enmarca en la realización del XXX Congreso Internacional de Técnicos en Caña de Azúcar.

Este evento contó con ocho días de total debate dirigido por más de 1.500 participantes de 50 países de todo el mundo que se concentraron en el nuevo Centro de Convenciones situado en el predio de la Sociedad Rural. En este sentido, Jorge Scandaliaris, dirigente del comité de organización del congreso destacó que «tener lo mejor del mundo disfrutando en Argentina de 8 días, intercambiando ideas, información, puede ser la base para construir un futuro mejor para la agroindustria».

«Para nosotros el enorme valor es interactuar, discutir líneas futuras y oportunidades para la caña de azúcar en el mundo. Además, se tocaron todos los temas acerca de productividad y rentabilidad para mejorar la actividad con disciplinas de las más variadas como agronomía, biología, procesos industriales y nuevos productos», añadió Scandaliaris tras el precongreso y el congreso realizado en el Jardín de la República.

Por otro lado, el gerente de Innovación y Medioambiente en la compañía azucarera Ledesma, de Jujuy, Héctor Páez, destacó la reconciliación entre el medioambiente y la producción. «Llevamos casi 20 años en este tema, porque sabemos que se puede producir y no solo ser amigable con el medioambiente sino también incorporar mejoras. Se trabaja fundamentalmente en Jujuy en las zonas de las yungas», expresó el titular.

Respecto a la producción en la provincia, José Coronel, Gerente General de la Compañía Azucarera Los Balcanes, alertó que «en Tucumán hay 15 ingenios, de los cuales 2 no están moliendo y 4 están en concurso de acreedores. A eso se suma que el precio del etanol está congelado hace 6 meses. De acuerdo con la fórmula de ajuste que se hizo en mayo de 2018 consensuada con el entonces Ministerio de Energía, hoy debería valer un 30% más, es decir 7 pesos por litro. Las naftas aumentaron un 120% en tres años y el precio etanol no llega al 60%».

«El Congreso dura 4 días, pero las obras quedan para siempre», enfatizó el presidente de la Sociedad Rural de Tucumán, Sebastián Murga. A su vez, «nosotros no nos sentimos propietarios, sino administradores. Era imposible hacerlo solos, no había posibilidad. Es una propiedad de la provincia, ese es el mensaje», remarcó el dirigente rural al momento de pasar en limpio las jornadas.

«El legado del XXX Congreso Internacional de Técnicos de Caña de Azúcar para nuestra provincia es más que importante: un Centro de Convenciones fruto del trabajo conjunto entre los actores políticos y la articulación público – privada, el aporte técnico de especialistas de todo el mundo para el desarrollo sustentable y crecimiento de nuestra industria madre y un norte claro hacia dónde direccionar esfuerzos, las energías renovables», se destacó.