Policiales

La Policía de Catamarca secuestró vehículos, teléfonos celulares y notebooks en Santa María

Luego de varios allanamientos en conjunto con la Policía de Tucumán.

Policía de Catamarca

La Policía de Catamarca, en conjunto con la de Tucumán, secuestró vehículos, teléfonos celulares y notebooks en Santa María. Luego de varios allanamientos, logró dar con una banda criminal que se dedicaba a la sustracción y comercialización de tecnología de alta gama. Las tareas se materializaron por disposición del Juzgado Control de Garantía de la Cuarta Circunscripción Judicial.

En total, la Policía de Catamarca secuestró setenta y cinco (75) teléfonos celulares de alta gama de distintas marcas y modelos; dos (2) tablets de color blanco marca Bangho; dos (2) notebooks del gobierno de color gris oscuro; una (1) notebook COMPAQ de color gris; tres (3) CPU MSI de color negro; una (1) camioneta Toyota Hilux Gris; y una (1) camioneta Citroën C3 Air Cros de color gris.

Los elementos secuestrados en Santa María fueron trasladados a la dependencia policial donde quedaron a disposición de la Fiscalía de la Cuarta Circunscripción Judicial. Del operativo participaron los efectivos de la División Delitos Telemáticos y Económicos de la Dirección General de Investigaciones Criminales y Delitos Complejos de la Policía de Tucumán; en coordinación con efectivos de la División Ciberdelitos de Catamarca.

Los trabajos de la Policía de Catamarca para salvar a un bebé

Días atrás, un grupo de la Policía de Catamarca le salvó la vida a un bebé recién nacido. En el día de ayer a las 14:10hs, los efectivos del Grupo de Infantería de zona norte, fueron solicitados en calle Tomas de Vergara, barrio Elías Díaz frente a la escuela del Bañado. Allí, se toparon una familia desesperada que cargaba en brazos a su hijo que estaba momentaneamente sin signos vitales.

En un principio, el grupo de efectivos policiales se dirigía hacia la Liga Chacarera de Fútbol para cumplir con su trabajo. Pero, al desviarse y llegar a destino encontraron una joven mujer de 24 años de edad que pedía llorando que le hicieran un RCP a su hijo recién nacido. Entre los agudos llantos, la joven dijo que el bebé se habría bronco aspirado con la leche materna por eso mismo había dejado de respirar.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *